World Christian Network
   
La Creación del Hombre
TwitterCompartir en Twitter   
 

Autor: G. H. Howe

En Génesis 2:7 Dios declara que él hizo al hombre del polvo de la tierra. Dios por cierto quiere decir precisamente eso. Si Dios hubiera querido decir que el hombre evolucionó de los primates, parecería queél hubiera hecho que el Génesis hubiera sido redactado de diferente manera.

La Biblia también declara que el hombre fue creado a la imagen de Dios (Génesis 1:26). Esta similitud, sin embargo, no es física, sino inmaterial y moral. También, corno Dios, el hombre tiene intelecto, emociones y voluntad. De ahí que el hombre tiene oportunidad de pensar en Dios y en la potencialidad de comunicarse conél (Juan 1:12).

En su condición original el hombre al cuidar de las plantas y de los animales en el huerto, gozaba de un compañerismo perfecto con Dios (Génesis 1, 2). El pecado y la muerte se convirtieron en la herencia del hombre debido a su desobediencia del mandato de Dios (Génesis 3). Parte de la "muerte" que vino al hombre a esa altura fue la pérdida del compañerismo directo con Dios. La Biblia nos dice que las personas pueden ser liberadas del pecado, y restablecido su contacto con Dios al creer y aceptar a Cristo Jesús, el Hijo de Dios, quien vino a la tierra para liberarnos por su muerte y su resurrección (Juan 3:15, 16).

El Punto de Vista Evolucionista

La teoría evolucionista enseña que el hombre ha ido ascendiendo de una condición primitiva a su estado actual inteligente. La Biblia nos dice que el hombre fue creado originalmente perfecto, pero que cayó y degeneró debido a su pecado, y ahora el hombre se encuentra necesitado de ser redimido o "traído nuevamente a Dios".

La Biblia no revela la fecha de la creación del hombre, sino que sencillamente enumera algunos de los descendientes de Adán y Eva. Algunos eruditos bíblicos presentan evidencia quo en una enumeración tal de dichas familias, Dios hizo que solamente las personas principales de la familia genealógica fuesen incluidas, y que muchas generaciones fueron omitidas. Esto no significa que nuestra Biblia tiene errores sino que sencillamente indica que Dios escribió losárboles genealógicos de las personas destacadas, no con el propósito de presentarnos un calendario ni un horario de la creación.

El Hombre Fósil

Zinianthropus —"el Hombre de África". Un cráneo de Zinjan- thropus fue descubierto en Kenia en 1959. Herramientas sencillas fueron halladas junto a este fósil, pero las herramientas pudieron haber sido fabricadas por otros seres vivientes. Su dentadura es parecida a la del hombre moderno, pero tiene una cresta sagital. Zinjan-thropus es muy parecido a los australantropines que, se creyó, eran los eslabones perdidos entre el hombre y el antepasado parecido al mono. Sin embargo, hay una "brecha" muy definida entre los fósiles, del hombre y los de las criaturas como los monos, tales como el Oreo- pithicus.

El doctor J. J. Duyvené de Wit (jefe del Departamento, de Zoología de la Universidad de Bloemfontein, África del Sur) ha declarado esto acerca de los supuestos antepasados monos del hombre: "Entre el supuesto antepasado del fósil del hombre más antiguo que se conoce, y el animal primate man parecido al ser humano que pueda ser considerado su primo más cercano desde el punto de vista transformista, existe una brecha de más de 40 millones de años durante los cuales no existen eslabones entre el animal y el hombre." '

Tcdo este asunto de los hombres fósiles sudafricanos ahora es confundido por un reciente descubrimiento. Más abajo en la hilera rocosa (y supuestamente más antigua) que Zinjanthropus, el doctor Leaky encontró el cráneo y otros huesos de un hombre fósil. Homo Habilis, como lo nombró el doctor Leaky, es un hombre muy parecido al hombre moderno en la forma de su cabeza. Midió 3 pies y medio a 4 pies y medio, hizo herramientas de piedra, y muy probablemente tenía el don del habla. El hecho de que una criatura parecida al hombre moderno se encuentre en capas que son más profundas que aquellas que contienen otros hombres fósiles, presenta un problema serio a la teoría de la evolución. 2

El Hombre de Java. Pithecanthropus Erectus a veces es llamado "el hombre mono de Java" y es usado por los evolucionistas para presentar un tipo prehumano o subhumano que existió mucho antes del hombre • moderno. Los descubrimientos más tempranos (1891-92) consistieron en una muela, un cráneo, y un hueso de la cadera. .Si bien el descubridor, el doctor Eugenio Dubois, creyó que estes huesos eran primitivos y que probaban el "eslabón perdido" en los antepasados del hombre, investigadores posteriores han tenido distintos puntos de vista.

El doctor Alex Hrdlicka, un destacado antropólogo norteamericano, as! como fue citado por el doctor Nelson, ha dicho en relación a este cráneo, que "reveló un cerebro sorprendente de características humanas inesperadamente confirmadas". 3 El doctor Nelson continúa afirmando: "El fémur, también dijo Hrdlicka, era humano, publicando una comparación exacta con el fémur de una persona que había muerto recientemente." De ahí que sea enteramente posible que los fósiles de Java sencillamente derivaran de una línea diferente de la ascendencia de Adán y Eva.

El Hombre de China. Sinantheropus procede de la China y su fecha es aproximadameníe 360 000 a. de J.C. Fueron halladas herramientas (1922) en sus cavernas y existe evidencia que hacía fuego. La mayor parte de estos cráneos han sido rotos en la base. Algunos antropólogos creen que esto indica que Sínanthropus era caníbal. Posiblementeél rompía la base del cráneo y se comía los sesos.

El Hombre de Neanderthal. Los hombres Neanderthales son un grupo fósil muy interesante. Residieron en las cavernas de Europa y de África aproximadamente entre 75 000 y 30 000 años a. de J.C. Tenían una capacidad cerebral ten grande o aún mayor que la del hombre moderno, y se les encuentra con herramientas bien elaboradas. En una de las cavernas, los cráneos de los osos fueron descubiertos amontonados de manera sistemática, como queriendo indicar que los Neanderthales habían estado sacrificando los primeros animales de su caza a su dios. La ofrenda de un sacrificio de caza (practicada hoy día por algunas de las tribus indígenas) puede haber surgido del plan de Dios para Caín y Abel de sacrificar corderos.

El Hombre de Swanscombe. El cráneo de Swanscombe data de aproximadamente 300 000 años y es, por lo tanto, más antiguo que los clásicos cráneos Neanderthales. Tan sorprendente como pueda parecer, el cráneo Swanscombe tiene un parecido muy grande al hombre moderno. Por lo tanto, no podemos determinar la edad del fósil al determinar cuan extraño o primitivo pueda verse el cráneo, puesto que Swanscombs es tan antiguo como los hombres fósiles más "primitivos". Dependiendo en la precisión y exactitud de las fechas, es enteramente posible que Adán y Eva hayan sido los antepasados de Sinanthropus, Zinjanthropus y Swanscombe. Todas las razas del hombre Swanscombe y del hombre moderno pudieron haber descendido de la línea de Set y de Noé, mientras que las otras razas ya extintas pudieron haber sido descendientes de Caín, o quizá descendientes ya extintos de Noé.

El Hombro Cromagnon. Finalmente, los hombres de Cromag- non, generalmente conocidos corno los "hombres de las cavernas", vivieron en las cavernas europeas aproximadamente 30000 a 8000 años a. de J.C. Su volumen cerebral era generalmente mayor que el nuestro, y ellos crearon algunas excelentes pinturas impresionistas en las paredes de sus cavernas, pinturas que todavía son aclamadas por el mundo del arte moderno.

Explicando los Fósiles

Dotación de los Fósiles. El hombre fósil no puede ser datado con gran precisión científica. Han sido creados los métodos para datar los fósiles por medios radioactivos, pero aun tales técnicas precisas se basan en varias postulaciones que no han sido probadas. 4 La ciencia de datar nunca compartirá la misma veracidad y verificación objetiva que gozan otras ciencias, porque los métodos de fechas se basan en una suposición que no puede ser probada—uniformítarianismo. Cualquier ciencia de fechar es tan buena como puede ser relacionada con las pruebas conocidas.

Por ejemplo, el método del radiocarbono (C-14) es generalmente clasificado como veraz cuando sólo se habla de 50.000 años. Sin embargo, sólo puede ser comprobado y verificado con otras pruebas de 5 000 años. Esto se hace al comprobarlo junto a las pruebas que pro vienen de los árboles. Puesto que la madera conocida más antigua es el pino, que data de unos cuatro a cinco mil años, todo cuanto nos otros podemos afirmar con seguridad en torno al método C14 es que se sabe que es razonablemente válido para pruebas de menos de 5 000años. Más de 5 000 años, los resultados del C14 deben ser aceptados por fe. Lo mismo es todavía más cierto del método del potasio argón(K40-A40), puesto que no tenemos un método objetivo con la observación directa de más de un millón de años.

Las Reconstrucciones de los Fósiles. Al estudiar el hombre fósil, los antropólogos nos instan a ser cautelosos, a fin de que no nos confiemos de los cuadros que aparecen en las revistas, en los museos, o aun en los libros de texto. Laúnica información a la mano en torno al hombre fósil es la forma de los huesos y cualesquier herramien tas o artefactos que fueron sepultados con los huesos. El resto del cuadro (las partes suaves, la piel, el pelo, etcétera), sencillamente es algo de la imaginación del artista. Dependiendo en lo que el artista crea, sería fácil hacer que el mismo fósil tuviera un rostro intelíqente o subhumano a base de una rápida pincelada. Pero a pesar del testimonio científico confiable, se permiten figuras grotescas en los museos en exhibiciones evolucionistas.

Un antropólogo de renombre, E. A. Hooten, dice: "Se puede con igual facilidad modelar a base de un cráneo Neanderthal las características de un chimpancé o las de un filósofo, de modo que no se debe depositar la fe en las reconstrucciones." 5

La Familia Humana y los Fósiles. El doctor E. Mayr, taxonomis ta zoológico, ha nombrado y clasificado 600 especies de las moscas de fruta dentro de la clasificación drosóphila. El dice que si usamos las mismas líneas de razonamiento y clasificación para estudiar los fósiles humanos, el hombre está clasificado en una familia, homo. El doctor Mayr divide el género, con reservación, en tres especies: (1) Homo transvaalensis (zinjanthrcpus, australopithecus), (2) Homoerectus (El hombre de China y ds Java) y (3) Homo sapiens (Los hombres de Neanderthal, Swanscombe, Cromagnon, y el hombre moderno). De ahí que, zoológicamente, el hombre se presenta como un género unificado, separado de los otros primates.

Si bien el doctor Mayr abraza la teoría evolucionista, esta misma idea de la unidad del hombre es exactamente lo que cree el creacio-nista a base de la historia bíblica. Si bien algunos de los cráneos encontrados en cavernas son un poco diferentes de los del hombre moderno, estos hombres de las cavernas fabricaron herramientas, posiblemente construyeron altares, quizás practicaron el canibalismo y pintaron hermosos cuadros. Toda esta información es evidencia de que el hombre es una creación de Diosúnica y separada, creado a imagen de Dios y arruinado por el pecado del propio hombre.

La Biblia y los Fósiles. El asunto entonces surge en torno al origen y a la identidad de los varios tipos de los hombres fósiles o de los "hombres de cavernas. La Biblia no habla directamente en torno a estas razas de las cavernas, pero existen por lo menos dos posibilidades en torno a su relación al registro bíblico del origen de] hombre.

(1) Quizás estas criaturas tempranas no eran verdaderamente "hombres" a imagen de Dios, sino que eran animales que se asemejaban al hombre que vivieron antes de la creación de Adán y Eva en el huerto de Edén. 6

(2) Quizás algunos de los hombres fósiles fueron representantes de diversas razas de humanos que descendieron de Adán y Eva. Por ejemplo, la maldición que Dios hizo caer sobre Caín (Génesis 4:11) bien pudo haber alterado sus rasgos. Algunos de los descendientes de Caín, viviendo en diversas partes de la tierra antes del diluvio, bien pudieron haber producido las diferentes razas fósiles. Quizás los hombres fósiles que ahora encontramos son evidencia de que los hombres murieron en el gran diluvio y de que los huesos de los hombres anteriormente muertos también fueron sepultados bajo espesas capas de barro y de arena que posteriormente se convirtieron en roca. Sabemos que las distintas razas de perros están todas relacionadas y todavía siguen siendo perros pese a las diferencias en tamaño y en apariencia. De manera similar, los hombres fósiles pudieran representar razas extintas de los hombres. 7 8






El Argumento a Favor de la Creación

Supongamos que un viajero a través de una pradera solitaria se encuentra un reloj. Nunca ha visto un reloj; pero toma nota del mismo y ve que está organizado con un propósito definido. ¿Cuál será su conclusión natural? Indudablemente, que ese reloj tiene un diseñador.

El cuerpo humano es mucho más complejo que un reloj y constituye un argumento poderoso a favor del diseño y de la creación. Pensemos juntos sobre algunos de sus componentes y los problemas a los cuales hacemos frente si decidimos construir uno de materia prima.

E! cuerpo humano está constituido de veintiséis kilos de oxígeno, cincuenta y siete gramos de sal, cincuenta litros de agua, dos un tercio kilos de calcio, once kilos de carbón, un poco de cloro, fósforo, grasa, hierro, sulfa y glicerina. Estas substancias pueden ser adquiridas en una farmacia y pueden ser colocadas dentro de un cartón de regular tamaño. Ahora hagamos frente al problema de juntar estas substancias para crear un cuerpo humano teniendo presente por cierto que cuando esto hayamos logrado, solamente tendremos un cadáver. Esa entidad misteriosa llamada "vida" todavía tendrá que ser fabricada e impartida a la masa muerta. Evidentemente, no podemos discurrir sobre todas las partes que debemos fabricar de nuestro cartón de ingredientes, pero consideraremos el asunto lo suficiente como para apreciar las dimensiones de nuestro problema.

Los huesos. En primer lugar, debemos fabricar un esqueleto. Hay 206 huesos. Todoséstos deben ser fabricados y colocados en su lugar. Cada hueso debe ser hueco y debe estar construido a base de principios sólidos de ingeniería. Cada uno debe estar estructurado como para proporcionar la economía de los huesos en tanto a peso y a fuerza para su función, pese a su tamaño, colocación, o forma. Los huesos, junto con los cartílagos, deben ser capaces de soportar !as partes blandas del cuerpo, de proteger losórganos más vitales, y de proveer un ancla para los músculos. Deben tener la capacidad de fabricar la médula y de conducir los vasos de sangre que llevan los productos de metabolismo.

La sangre. Debemos proveerle al hombre con la cantidad correcta de sangre, y cada milímetro cúbico debe contener aproximadamente cinco millones de glóbulos rojos y entre cinco mil y diez mil glóbulos blancos. El cuerpo debe estar capacitado para producir dos millones o más de glóbulos rojos cada segundo para reemplazar los dañados en la circulación.

Puesto que el cuerpo necesita, aun en estado de relajamiento, por lo menos cuatro galones de oxígeno puro cada hora (y hasta setenta y cinco galones por hora durante actividad vigorosa), algún arreglo debe hacerse para suplir esta falta. Los vasos sanguíneos no pueden conducir el oxígeno como un gas por temor a gue una burbuja pueda dañar todo el sistema, de modo que ha de ser cambiado en sólido. Para poder hacer esto debemos manufacturar el material crudo, la hemoglobina, que se expresa químicamente C3032 H4812 NygQ Fe4 0330 Sj2; y debemos estar seguros de relacionar cada uno de los 9520átomos de la manera correcta con los otrosátomos. Aproximadamente 160.000 kilómetros de complejos vasos sanguíneos deben ser construidos, capaces de controlar la presión y el flujo de todo el sistema, y tan cuidadosamente equilibrados al grado de que un pensamiento los pueda controlar. La sangre debe poder fluir a través del sistema circulatorio total en aproximadamente veintiséis segundos.

El corazón. Para bombear la sangre a través del cuerpo debemos fabricar un corazón, el cual bajo condiciones normales palpitará a razón de setenta y dos veces por minuto pero que, bajo ciertas presiones, puede ascender a doscientas veces por minuto. Debe estar tan bien construido que no se salte ni una palpitación, y durante una vida normal debe latir como dos mil millones de veces. Debe bombear aproximadamente de cinco a seis litros de sangre a través de los vasos sanguíneos cada minuto, suficiente sangre en una vida normal como para llenar un gran rascacielos urbano. El corazón debe ser proporcionado con su propio sistema nervioso y todos sus músculos deben responder a las señales eléctricas. Debe también estar capacitado como para tomar un dieciseisavo de un segundo para un descanso completo entre latidos.

Los riñones. Debemos también construir un par de riñones para mantener la proporción exacta de agua en la sangre, y mantener el cuerpo en su equilibrio mineral exacto. Los riñones deben estar capacitados para depurar aproximadamente una tonelada de sangre por día. Cada uno debe contener aproximadamente un millón de ne hemos sido creados por un Dios omnipotente y omnisciente. Cuanto más descubre la ciencia médica en tomo a la estructura y las Junciones de cada miembro del cuerpo humano, cuanto más debemos exclamar con el salmista: "Te alabaré; porque formidables, maravillosas son tus obras; estoy maravillado." Salmo 139:14.

G. H. Howe

El doctor Howe es profesor asociado de Biología de Westmont College, Santa Bárbara, Calif. Traducido con permiso de MOODY MONTHLY, Feb. 1968. Derechos de propiedad de Moody Bible Instituto, 1968.


BIBLIOGRAFÍA

1 J. J. Duyvene de Wit, The Paleontológica] Record an the Origin of Man,1963.

2 L. S. B. Leaky, "Finding the World's Earliest Man". National Geographic, 118 (3), (1960), p. 420-435.

3 Byron C. Nelson, After Its Kind, ed. rev. (Minneapolis: Augsburg Publishing House, 1952), p. 130.

4 Henry M. Morris y John C. Whitcombe, hijo, The Génesis Flood (Filadel- fia: The Presbyterian and Reformed Publishing Co., 1961).

5 E. A. Hooten, Up From the Ape (Nueva York: The Macmillan Company, 1931), p. 332.

6 G. H. Pemper, Earth's Earliest Ages (Nueva York: Fleming H. Revell Company).

7 Russell L. Míxter (ed.), Evolution and Christian Thought Today (Grand Rapids: Wm. B. Eerdmans Publishing Company, 1959), p. 165-189.

8 George F. Howe, God Created Plants, Animáis, and Man (Chicago: Moody Press, 1963).


Tomado de: Revista Ancla.


TOMO VI .Núm 1. p. 1-9, 29.


 
  WCN.  
Volver al Índice